Qué hacer en caso de accidente, el protocolo PAS

Conocer el procedimiento a realizar en caso de que presenciemos un accidente en carretera puede llegar a ser crucial, debido a que puede ser una ayuda muy efectiva y ayudar a que las consecuencias para las víctimas sean las menores posibles.

No siempre es fácil mantener la calma en situaciones como esta pero resulta esencial. El procedimiento a seguir en estos casos se denomina PAS y responde a las siglas Proteger, Avisar y Socorrer. Además en este protocolo internacional se definen las primeras actuaciones que tendrán como objetivo la protección del escenario del accidente.

Proteger

Lo primero que hay que hacer tras presenciar un accidente y para poder ayudar a las personas involucradas es protegernos nosotros mismos. Aparcar el coche en un lugar seguro y hacernos visibles es primordial para evitar más percances que podrían producirse. Es recomendable activar las luces de emergencia de el vehículo y ponernos el chaleco reflectante. Si las condiciones climatológicas no son buenas también deberíamos encender las luces de posición o cruce. 

Colocar los triángulos de emergencia a una distancia que ermita a quien se aproxime a nosotros poder reducir la velocidad de forma segura. Si la carretera es de doble sentido se colocarán dos triángulos, uno en la parte delantera y otro en la trasera, si es una autovía o autopista con uno trasero basta. Deberán colocarse a 50 metros del vehículo y tendrán que ser visibles a 100m de distancia. 

Avisar

Una vez hayamos protegido el lugar del accidente, es esencial avisar a los servicios de emergencia, contactando con el 112 o bien con la Guardia Civil (062) o la Policía Nacional (091).

Deberemos ser breves para que se pongan en marcha lo antes posible pero al mismo tiempo transmitir toda la información que podamos para que sean conocedores de los detalles del accidente. Nuestra ubicación, el número de vehículos involucrados y el número de personas accidentadas pueden hacer que los equipos de emergencia acudan con los recursos suficientes para socorrer a todo el mundo.

Socorrer

Para poder socorrer no es suficiente con querer ayudar. Si no tenemos conocimientos de primeros auxilios puede que empeoremos la situación de alguno de los pasajeros. 

Si no sabemos que hacer, lo mejor es acompañar a las víctimas e intentar tranquilizarlas hasta que lleguen los equipos de emergencias. Al menos que exista riesgo de incendio o ahogamiento de las víctimas es recomendable no moverlos por si empeoramos sus lesiones. 

Podemos contribuir protegiéndoles del frío, liberándoles de alguna prenda que les resulte incómoda o evitar el sangrado de alguna herida, pero nada más. 

La omisión de socorro es un delito tipificado en nuestro código penal y se castiga con una pena de entre tres y doce meses de cárcel. 

Ya sabes, si este verano presencias un accidente en la carretera, intenta mantener la calma y siempre protegiéndonos a nosotros mismos intenta pedir ayuda y acompañar a las víctimas hasta que los servicios de ayuda especializados acudan al lugar del accidente, seguro que muchas personas te lo agradecen. 

 


Si necesitas alquilar un coche para viajar en Just Drive te ofrecemos los mejores precios, todas las opciones de pago, kilometraje ilimitado y seguro a todo riesgo con franquicia.